Geles, lo bueno, lo malo y como usarlos

A veces llamados “la mejor comida rápida”, los geles de energía proveen carbohidratos de acción rápida y fácil digestión, ideales para cuando uno está en movimiento.  Una mezcla de azucares simples y complejos con agua proveen más calorías que las bebidas energéticas y se absorben más fácil que los sólidos. Y al consumirse cada 30 o 40 minutos en carreras largas (de más de 1 hora), ayudan a retrasar la fatiga muscular, elevan la glucemia y mejoran la performance. Y ni hablar del empujón psicológico que los corredores sienten en los primeros cinco minutos después de consumirlo, ayudando todavía más.

Disponibles en varios sabores, suelen contener también electrolitos, hierbas o cafeína como agregados. Por eso, es importante probar los geles antes de la carrera, para saber cual nos gusta y es mejor tolerado por nuestro sistema digestivo. Usarlos en los entrenamientos previos nos ayudara a acostumbrarnos a ingerirlos durante la competencia, especialmente junto a un poco de agua para mejorar su absorción y evitar cualquier discomfort estomacal.

Pros:

-Los geles son una buena manera de incrementar la energía disponible en momentos de gran esfuerzo.

-Muchos contienen electrolitos y minerales que vamos a necesitar en ejercicios de larga duración. En una carrera, perdemos con el sudor grandes cantidades de magnesio y potasio necesarios para la función muscular, por lo que lo geles son especiales para rellenar nuestras reservas.

 

Contras:

– En algunos casos, la ingesta de muchos carbohidratos juntos puede aumentar mucho los niveles de insulina, causando una baja en los niveles de azúcar. Este efecto paradójico del uso de geles puede dar una sensación de pérdida de energía, como después de una comida copiosa. Es raro que pase.

-Pueden llevar a una dependencia psicológica, donde el corredor solo cree que puede completar la prueba usando geles.

-Algunos sistemas digestivos no se llevan muy bien con estas sustancias y causan discomfort y una disminución en la performance.

-Muchos los usan como una forma de esquivar el entrenamiento y poder completar carreras largas, aunque no estén preparados correctamente, lo que es un error y puede llevar a lesiones.

 

 

Tips:

-Si planea usarlos en su próxima carrera de larga duración, asegúrese de haberlos probado antes en los entrenamientos, así puede adaptar a su cuerpo y aprender cómo se siente y cuanto tardan en actuar. Con esto evitará problemas estomacales y sabrá que producto es para usted.

-Asegúrese de no ingerirlos demasiado rápido (dos por hora es una buena medida) y trate de hacerlo junto a un poco de agua para favorecer su absorción. Lo ideal sería planear la ingesta en los puestos de hidratación.

– Algunos geles son mejores para los minutos finales, conteniendo un supuesto efecto superior aumentando el metabolismo con cafeína. Pero respete la instrucción y tómelo en el final, porque luego de este esfuerzo, no quedará mucho combustible en el tanque…